Studio Visit: Dunja Jankovic y Boris Hoppek

Urvanity_crew Urvanity_crew / 8 abril, 2020

En su casa estudio ubicada en el barrio barcelonés de Poble Nou, la artista Dunja Jankovic (Croacia, 1980) y el también artista Boris Hoppek (Alemania, 1970) han montado su cuartel general hace ya más de dos años. Después de vivir juntos en la isla de Lošinj, de donde ella es originaria, pasaron varios meses viajando por España en la furgoneta de Boris antes de trasladarse definitivamente a Barcelona, donde él ya había vivido anteriormente. «Donde vivíamos en Croacia era un paraíso, teníamos el estudio en una antigua fábrica de sardinas frente al mar y salíamos a hacer surf a menudo. Ahora también tenemos la playa a tan solo 7 minutos a pie de casa», dice Dunja, «vamos siempre que hace buen tiempo… ¡Qué pena estar encerrados ahora!».

Él ahora se encuentra trabajando sobre unas instalaciones en madera para un show colectivo que se celebrará en Hamburgo próximamente, además de en un videoclip para una banda española y en uno nuevo de sus hinchables. Ella acaba de terminar en estos días la edición de serigrafías y collage ‘Black Holes’ que empezó justo antes de comenzar la cuarentena y empieza a dar forma a un libro de fotografía que lleva queriendo coger desde hace tiempo. Tiene a la vista su próximo solo show en Arte Aurora en Barcelona que probablemente retrase hasta junio su inauguración y en el que presentará una serie de instalaciones inmersivas. «Estos tiempos están siendo muy productivos para los dos. En realidad no ha cambiado mucho nuestra vida porque este es nuestro espacio de vida y de trabajo, pero después de los meses locos de trabajo por los que hemos pasado ahora es cuando sentimos que podemos hacer las cosas con dedicación y sin entrar en el modo máquina de producción».

Entramos dentro de su luminosa casa estudio para conocer un poco más sobre ellos y su trabajo.

«Boris y yo vivimos y trabajamos en este espacio», dice Dunja cuando hablamos con ella. «Aquí realizamos todo el trabajo de pintar, collage, recortes o de oficina. Sobre todo el trabajo manual que no sea tan sucio como la serigrafía. La verdad es que esta foto la sacamos en unas de las pocas ocasiones que ha estado así de limpio. ¡Normalmente es un auténtico desastre!», dice riéndose. «Somos dos personas trabajando de manera constante en tantas cosas que llega un momento en que no vemos ni el suelo de todo lo que tenemos esparcido. Ahora Boris lo tiene todo lleno de madera que está cortando. Más que un apartamento diría que es un lugar de trabajo donde dormimos y cocinamos», dice.

 

«Esta es la última serie sobre la que he estado trabajando, ‘Black Holes’. En la foto de la izquierda se pueden ver los primeros prototipos sobre los que arranqué» continua. Es cuando también entendemos un poco mejor a lo que se refiere cuando dicen que literalmente no ven el suelo de su apartamento. «Primero hice las serigrafías y es durante ese proceso cuando puedo experimentar con diferentes capas y colores. Hago recortes de algunos de los prints y los convierto en tiras que luego utilizo para probar cambios de dirección en el dibujo o directamente divido los prints en partes para jugar al ‘mix & match’ entre ellos intentando lograr siempre nuevas composiciones. Básicamente este trabajo es de collage basado en serigrafía», continúa Dunja.

 

«Este es el estudio de serigrafía que tenemos y al que vamos para hacer todo el trabajo más sucio. Tengo un montón de piezas de composiciones que he utilizado en exposiciones o en instalaciones anteriores», dice haciendo referencia a las piezas colgando sobre la pared. «Aquí estaba trabajando sobre una pantalla para una exposición de Boris. En realidad casi nunca hemos colaborado artísticamente pero trabajamos el uno para el otro como asistentes. Lo más cercano a una colaboración que hemos hecho es cuando utiliza mis esculturas como ‘atrezzo’ en sus fotografías eróticas para que los modelos jueguen con ellas. Hace bastantes ‘shootings’ en casa así que tenemos unas cuantos por aquí dando vueltas», dice Dunja.

 

«En la foto de la izquierda, también en el estudio de serigrafía, se ve una de las pantallas que utilicé este año para mi participación en Urvanity», dice Dunja sobre el programa de arte público de Instalaciones 2020 en el que colocó tres esculturas inmersivas en la plaza de San Ildefonso en Malasaña durante la semana del arte. «Primero hago la forma de la pieza utilizando las técnicas de serigrafía, luego la recorto y la pego sobre madera para dar consistencia a la escultura. A la derecha, tenía secando otros prints para otra de las esculturas de Urvanity, The Dominant se llamaba» continúa. 

 

«Estos son algunos de los trabajos de Boris que tenemos por casa. Tanto el buceador detrás suya como la persona tras las barras las hizo para la exposición en la galería Delimbo en Sevilla. Hablaba sobre racismo e inmigración en Europa. Su aproximación al tema suele ser mediante obras provocativas con las que busca crear en las gente una reacción y un pensamiento crítico», dice sobre la exposición que se celebró en octubre de 2017. «A la derecha hay varias piezas de una vajilla de porcelana que Boris hizo en China. Se fue durante un mes a una pequeña aldea especializada en porcelana e hizo varios trabajos usando las técnicas tradicionales», continúa. «También la cabeza de ese muñeco junto a los platos es suya, hizo toda una línea de ropa y muñecos para la compañía de china de moda ZucZug», concluye Dunja. 

 

COMPARTIR